Regional

Comerciantes de Quilpué se enfrentan judicialmente con el municipio por ordenanza de comercio ambulante

La Agrupación Comercial de Calle Blanco presentó hoy, en la Corte de Apelaciones de Valparaíso, un recurso de protección en contra de la nueva Ordenanza Municipal que reubica a más de 150 comerciantes ambulantes e ilegales en la calle Blanco Encalada, donde tienen sus locales comerciales.

 

 

 

 

El comercio establecido de calle Blanco Encalada está organizado como Agrupación desde el año 2016, y reúne a más de 200 locatarios.

El recurso de protección reclama que la Municipalidad de Quilpué no consideró la opinión de los comerciantes en la decisión elegir la avenida Blanco Encalada como una de las calles en que se ubicará a los comerciantes ilegales. En efecto, aun siendo invitados a participar de las reuniones virtuales de participación ciudadana que organizó la Municipalidad de Quilpué, los comerciantes reclaman que la alcaldesa no los escuchó.

Actualmente las aceras de calle Blanco está demarcadas con pintura, con espacios enumerados y delimitados para el comercio ilegal, inclusive bloqueando accesos vehiculares. Ya hay comerciantes instalados en el lugar, y se han registrado los primeros problemas, incluyendo peleas y discusiones con carabineros.

Olores molestos

Cabe agregar que, una vez promulgada la Ordenanza, los comerciantes de Calle Blanco sostuvieron una reunión con la alcaldesa Valeria Melipillán, donde se le manifestó el daño y menoscabo que significa esta ordenanza para el comercio establecido y las consecuencias como por ejemplo: no contar con servicios higiénicos muy necesarios en el marco del pandemia mundial COVID-19, problemáticas de seguridad vial y pública, contaminación a nivel micro basurales, ruidos y olores molestos, libre circulación de peatones en espacios reducidos, competencia desleal, garantía tanto de los productos como para los consumidores, entre otros.

Frente a la situación de no ser escuchados por la primera autoridad de la comuna, la Agrupación Comercial de Calle Blanco y alrededores se vieron obligados a acudir a la justicia, con el férreo apoyo de los concejales Mónica Neira, Maria Paola Olguín y Renzo Aranda.

El recurso de protección, además, es patrocinado por el abogado Ruggero Cozzi.

Respecto del recurso de protección cursado, los próximos días deberá revisarse su admisibilidad y, de pasar a trámite, la alcaldesa de Quilpué deberá responder ante la Corte de Apelaciones.

 

 

 

 

 

 

Por LaRegionHoy