Regional

Mujeres extranjeras eran obligadas a prostituirse por grupo de personas en la región de Valparaíso

Se decretó la ampliación de una red de trata de personas que obligaba a mujeres extranjeras a prostituirse en la región de Valparaíso. Las víctimas eran contactadas por redes sociales.

 

El Juzgado de Garantía de Quillota, en la región de Valparaíso, amplió hasta el viernes la detención de ocho imputados, entre chilenos y extranjeros, integrantes de una red de trata de personas acusada de lavado de activos y asociación ilícita.

 

Los involucrados reclutaban víctimas extranjeras desde países del norte de Sudamérica, para traerlas a Chile y forzarlas a incurrir en el trabajo sexual.

 

En concreto, son cuatro hombres y cuatro mujeres acusados de mantener una red de prostitución. Las víctimas eran contactadas por redes sociales.

 

El subsecretario del Interior, Manuel Monsalve, señaló que las acciones se realizaban en Quillota, San Felipe, la Calera, y en zonas del norte del país

 

El Juzgado de Garantía de Quillota decretó la ampliación de la detención de los acusados, ya que la Fiscalía solicitó que se diera más tiempo para continuar con las diligencias pendientes.

 

La fiscal, Gabriela Fuenzalida, dijo que existe una gran cantidad de carpetas investigativas, en las que se señalan al menos cuatro puntos donde se ejercía la prostitución.

 

Las diligencias por parte de la Brigada Investigadora de Trata de Personas y de Lavado de Activos continuarán hasta el viernes, para esclarecer las circunstancias en las que se realizaban los ilícitos.

La red de trata de personas deberá permanecer en el centro penitenciario de Valparaíso.