Nacional

“Tener una opción sexual distinta era muy complejo”: Enrique Paris entregó detalles inéditos sobra su vida

Mediante una entrevista, el ex ministro de Salud se refirió a su infancia y juventud, haciendo hincapié en las dificultades de estudiar en un colegio católico no siendo heterosexual, revelando además que en su momento se asesoró con un psiquiatra.

 

 

 

 

El ex ministro de Salud, Enrique Paris, entregó detalles de su vida privada, abordando las razones por las que decidió, en su momento, no casarse ni tener hijos, explicando además lo difícil que era para “una persona que no fuera heterosexual” estudiar en un colegio católico.

A través de una entrevista entregada a la revista sábado de El Mercurio, el pediatra confesó que tras terminar su beca de pediatría en el Hospital Calvo Mackenna, se encontraba pololeando y tenía planificado casarse, sin embargo, tuvo que confesar su orientación sexual, cosa que su pareja “no le creyó y le pidió que se hiciera asesorar por un médico”.

“Me tocó un psiquiatra muy religioso” expresó entre risas el especialista confirmando que había tomado las palabras de su pareja de ese entonces. “Igual me sirvió para hacer yo mismo mi propia reflexión” agregó.

“No iba a hacer mi vida con una mujer”, indicó Paris al ser consultado por sus razones para no casarse.

Asimismo, el pediatra explicó que “yo sabía que eso pasaba, pero desde mi punto de vista era impensado, y necesitaba ser honesto conmigo mismo. Además, para mi, eso era moralmente inaceptable”.

Haciendo un balance con el pasado, Paris reveló al medio que “en esos años tener una opción sexual distinta era muy complejo, por lo que uno tenía que tratar de ser prudente. Nunca fui de los que se rebelaban. Soy hijo de mi tiempo, de mi época”.

Sobre cómo han cambiado los temas en cuanto a la orientación sexual de las personas, el doctor señaló que  “es maravilloso que los niños puedan expresar lo que les sucede, lo que van sintiendo. Lo vi siendo pediatra, niños que decían me siento así o asá a sus papás, al doctor. Es una duda terrible para ellos; no es que sea una cosa fácil tampoco, pero yo creo que es mucho mejor que lo digan, que transparenten sus problemas, sus inquietudes, y no que las oculten”.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Por adnradio